En verano, la toalla se convierte en un objeto imprescindible en nuestro día a día… sobre todo si eres de los afortunados que tienen acceso a la playa o a una piscina. Y aunque estamos cansados de ver toallas todos los veranos, la nuestra no tiene porqué ser una toalla normal, sosa y aburrida, porque podéis llevar una de las toallas redondas gigantes frikis con vosotros.

Toallas gigantes y redondas frikis

Las toallas suelen ser individuales. A veces, incluso suelen más pequeñas que nosotros mismos y acaban asomándonos los pies por fuera. Pero con estas toallas no tendréis ningún problema, porque son…¡enormes! ¡Y redondas! Ideales para que varios se sienten en ella a la hora de comer o picotear algo, ya sea en la piscina, en la playa o en algún picnic bajo el solecito implacable del verano. Además de grandes, son divertidas y muy originales, y gustarán especialmente a aquellos frikis de la comida cuyos platos preferidos incluyan la pizza, las hamburguesas o los donuts. Son muy suaves y con ellas te convertirás en la envidia de los demás, que no sólo querrán tener una toalla como la tuya sino que también acabarán teniendo hambre, al ver la pinta tan deliciosa que tienen (¡aunque no se pueden comer!). La hamburguesa lleva todo lo que tiene que llevar: pepinillos, cebolla, tomate, lechuga, carne y queso, la pizza es la clásica de pepperoni y el donut es exactamente igual a aquellos con los que Homer Simpson está obsesionado. ¿Cuál te gusta más?

Y si quieres ir a juego en la temática comestible, ahora puedes añadir a tu set playero-piscinero el flotador gigante con forma de pizza. También es enorme, original y apetecible. Aunque como le pegues un bocado demasiado fuerte, lo mismo lo pinchas y acabas con un flotador deshinchado, así que ten cuidado.

Share