¿Quién no quiere todo el merchandising de la película “Desayuno con Diamantes“? Desde láminas con la espectacular imagen de Audrey Hepburn encarnando el papel de Holly Golightly, tazas con las frases más míticas de la película y camisetas, hasta cabezones Funko Pop como este que os traemos hoy por aquí, no digáis que no es increíblemente chula esta figura, representa a la perfección a la increíble Holly con su vestidazo negro hasta los tobillos y cargada de diamantes, una pieza fundamental para vuestra colección que toda chica friki de esta Diosa debería tener en su habitación.

Truman Capote, el escritor estadounidense que escribió la novela “Desayuno con Diamantes” quería que la mujer que representara el papel de Holly fuera una chica exuberante y tremendamente sexual, con curvas infinitas como la de Marilyn Monroe, pero no, parece que pesó más la extrema elegancia de Audrey Hepburn para llevarse el papel de una chica soñadora, enamoradiza, alocada y de alma libre, hasta su famoso gato no tenía nombre porque no se sentía dueña de nada. Desayuno con Diamantes ha sido capaz de crear un universo simbólico con el que en pleno siglo XXI una se puede llegar a sentir identificada, es una película que crece con el paso del tiempo.

Figura Funko Pop de Audrey Hepburn en Desayuno con Diamantes

Es normal que seas una auténtica friki de Audrey, casi todas lo somos, una mujer solidaria, pasional, imprudente, independiente y espontánea, un mito natural en un mundo de cánones prefabricados. Desayuno con Diamantes la convirtió en un icono del cine americano, definió su papel como el más jazz de su carrera, hasta fue nominada en los Óscar, pero el premio fue a parar a la italiana Sophia Loren por la película “Dos mujeres”. Fue una de las pocas personas que ha ganado un Óscar (en la película Roman Holiday), un Emmy, un Grammy y un Tony, así que bravo por ella.

Para las más divinas, os traemos este ratón para el ordenador de diamantes, un original regalo para las más frikis de Audrey Hepburn.

Share