¿Quién no ha visto “Barrio Sésamo” cuando era pequeño? Nadie, ¿verdad? Con esta serie hemos aprendido lo que era dentro y fuera, las letras, los números, la izquierda y la derecha, entre muchas cosas. ¿Qué hubiéramos hecho sin esta serie en nuestra infancia? Cada vez que llegábamos del cole estábamos deseando encender la tele y poner la primera. Éramos y somos unos frikis de Barrio Sésamo.

¿Y quién era tu personaje favorito? Sin duda, cada uno de ellos tenía un encanto diferente, pero el que nos robó el corazón a más de uno fue Triki, el famoso monstruo de las galletas, un personaje peludito de color azul y un poquito rechonchete, ya que su mayor debilidad eran las galletas, es que, ¿a quién no le gustan las galletas? Sobre todo cuando eres pequeño, es una de nuestras mayores debilidades, oh, ¡galletas!

Su especialidad educativa era detenerse a pensar y explicar cómo debía conseguir su objetivo, seguida de su frase tan característica: “¡yo querer galleta!”. Aunque él no le hacía ascos a nada, tanto se comía una rosquilla, como una lechuga, como ¡señales de tráfico! Su voz grave y su forma de hablar tan simple, lo hacían aún más tierno.

Por todas estas razones, si te consideras un friki de Triki, debes hacerte con esta súper camiseta, de azul intenso, con sus ojos saltones tan característicos y su gran boca, capaz de comerse todo lo que se le ponga por delante, y ¡zámpate una bolsa de galletas con muuucho chocolate! Hazlo por él, en su honor.

Camiseta de Triki "El mónstruo de las galletas"

Si no tienes suficiente con llevar a Triki encima y quieres tener una pieza especial de Barrio Sésamo en tu estantería, este peluche del personaje Coco es perfecto, además de peludito y suave, que si quieres hacer algún regalo friki a tu sobrina/o, ya sabes que regalarle, seguro que le encantará.

Share